Puerto Principal demandó y paralizó las obras de Avenida Infante por no pago

La Municipalidad de Salamanca no pagó el saldo pendiente por las obras de Soterramiento de la Avenida Infante, y la constructora paralizó las obras, sin conectar la luminaria pública. Puerto Principal demandó a la Municipalidad y se estableció la prohibición de intervenir la obra. La Municipalidad no podrá restablecer el servicio. 

Cayó la gota que rebalsó el vaso. La empresa Puerto Principal, a días de terminar las obras de mejoramiento y soterramiento de la Avenida Infante, paralizó faenas. De los 1.985 millones de pesos que costó el proyecto de Soterramiento de la Avenida Infante, la Municipalidad de Salamanca mantiene pagos pendientes por 1.139 millones de pesos.

El problema va más allá: No se hizo la conexión de la luminaria pública. “Hemos tenido algunos problemas respecto al alumbrado público, desde Matilde Salamanca, hasta Providencia” reconoció Fernando Gallardo, sin relacionar el apagón, con la deuda a Puerto Principal. El edil informó que CONAFE trabajaría en la reposición del servicio.

En Puerto Principal hay preocupación. A principio de junio, en entrevista con Radio 7, Fernando Gallardo informaba que no estaban los dineros, “la Compañía, para bien o para mal, deberá responder con todo esto. Lamentablemente la plata no está, no te puedo decir en qué se gastó”.

Al interior de la Municipalidad de Salamanca hay consenso: las responsabilidades por el cuestionable manejo de los recursos son compartidas. Por lo mismo, solicitaron que Minera Los Pelambres asumiera la responsabilidad de pagos pendientes, de la primera etapa del Viva Salamanca.

Ahora bien, Minera Los Pelambres argumenta que ingresó los 1.985 millones de pesos a las arcas municipales. El 8 de julio de 2016 pagó $644.728.000. Un segundo pago se registró el 30 de noviembre, bajo la corta administración comunal de Enrique Tapia, por un monto igual, $644.728.000. El tercer, y último ingreso de recursos, se hizo el 20 de diciembre, por $696.447.146.

De esos fondos, se registraron 5 pagos a Puerto Principal, y 1 a la empresa de factoring ligada a la constructora. El primer pago, se registró el 18 de noviembre de 2016, y provenía de la primera cuota. El problema es que de los 644 millones que ingresaron a las arcas municipales durante la administración de Rojas, sólo se pagaron 150 millones de pesos. De los $664 millones de la segundo cuota, no se registraron pagos a la constructora. Tampoco, se tiene claridad absoluta de dónde acabaron esos fondos.

Los estados de pago 1, 2, 3, 4 y 5, se hicieron durante la administración del alcalde Gallardo. Esos estados de pago, suman $696.447.146, que corresponden a los fondos ingresados bajo la administración de Gallardo.

Si bien, el manejo de los fondos era competencia del Departamento de Administración y Finanzas de la Municipalidad, el mismo acuerdo en su artículo 5, determina la constitución de un directorio que debía velar por el cumplimiento del convenio. En aquel directorio debía participar el intendente regional, o su representante, el alcalde de Salamanca, y un Ejecutivo de Los Pelambres. Ellos debían cautelar “la ejecución de los acuerdos”. Así mismo, se fijaba un Comité Ejecutivo, que tenía responsabilidades en torno a las “rendiciones de cuentas de los aportes”. Hasta hoy, el Gobierno Regional no ha asumido su cuota de responsabilidad.

La mesa técnica del Viva Salamanca se reunió el pasado 23 de agosto en la Casa Viva Salamanca. En la oportunidad, Silvana Cortés, ITO del proyecto, informó que hasta el 18 de agosto, el proyecto de Soterramiento tenía un 94,7% de avance, y el proyecto de Mejoramiento, financiado con fondos del Gobierno Regional, un avance del 96,35%. El plazo de ejecución culmina el 5 de noviembre.

Puerto Principal ingresó una demanda civil, y se establecieron una serie de medidas prejudiciales. Puerto Principal no podrá continuar con las obras, la Municipalidad no podrá cobrar las boletas de garantía, y ninguna de las partes puede intervenir la Avenida Infante. Ni la Municipalidad, ni CONAFE, podrían restablecer el alumbrado público, hasta que el tribunal revierta la medida. De acuerdo a la demandante, Gallardo fue notificado de la prohibición.

El Diario de Salamanca se comunicó con el presidente del Directorio de Puerto Principal, Ernesto Andrade López. Visiblemente molesto, el ejecutivo advierte que hay un delito de estafa. “Cuando alguien encarga algo que no puede pagar, hay delito”. Andrade argumenta que la Municipalidad “siempre dijo que estaba buscando la solución”. “Hay una intención de ejecutar un proyecto, y no advertir que no hay plata. Eso es una estafa. En el Comité Ejecutivo velaron solo por el estado técnico y no por el estado financiero”.

Puerto Principal iniciará nuevas acciones judiciales, que busquen establecer la figura legal de estafa, daños y perjuicios.

Para ejecutar el proyecto, la empresa contrató a más de 150 trabajadores locales, y recurrió a proveedores salamanquinos. Con muchos de ellos, mantiene deudas. De acuerdo a Puerto Principal, hay un 97,5% de avance en las obras.

Te puede interesar …
A través de un entrevista con el Jefe de Relaciones Públicas, Jorge Saldívar, el alcalde
"A través de convenios con fines específicos, en los últimos años la compañía contribuyó con
A pesar de ser una obligación establecida mediante el Convenio de Transferencia de Recursos, nunca
En la oportunidad se firmó el Programa de Eficiencia Hídrica para la Agricultura, alianza pública
"El protagonista central de los más de $2 mil millones investigados es uno de los

Comentarios